Gerardo Bedoya habla de Santa Fe, Fortaleza y Colombia

En entrevista con Futbolmanía RCN, Gerardo Bedoya habló de sus nuevos proyectos con Fortaleza, de su salida de Santa Fe, de la escases de laterales izquierdos en Colombia y de sus consejos a Edwin Cardona.
Seis meses sin jugar no hicieron mella en el físico ni en la mente de Gerardo Bedoya, quien desde julio próximo y a los 38 años, se pondrá la décimo tercera camiseta de su carrera para defender los colores de Fortaleza.En esta ocasión, el reto del mediocampista antioqueño, será el de liderar la salvación del equipo bogotano que en el primer semestre ocupó la décimo sexta casilla con apenas tres victorias en 18 partidos jugados.En charla con Futbolmanía, Bedoya habló de su salida de Santa Fe, la Selección Colombia y de los consejos que le ha brindado a Edwin Cardona para que evite las expulsiones.

¿Tiene todo arreglado para jugar la Liga Postobón II con Fortaleza?

Gerardo Bedoya: Todo está hablado y ya he empezado trabajo con ellos. La idea que tenemos es luchar para que Fortaleza siga en la ‘A’, hacer lo posible porque el equipo juegue bien. Se está tratando de conformar un buen grupo y ojalá se puede salvar el equipo y podamos pelear un cupo entre los ocho.

¿Confía en que la mano de Alexis García servirá para mantener al equipo en la Liga Postobón?

G.B.: Totalmente. Es un agrado ir y ver una clase de técnico como Alexis, quien trabaja muy bien. La expectativa es grande. Me dio mucha alegría éste llamado y la verdad, me dieron ganas de seguir jugando.

¿La salida de Santa Fe lo dejó golpeado?

G.B.: No, no me afectó. Creo que se hicieron grandes cosas y el equipo siempre se sostuvo en los primeros lugares, algo que no pasó este semestre. Estuve tranquilo a la hora de salir aunque me sentí decepcionado por seguir viendo gente tan desagradecida en el fútbol, pero dentro de todo, salí con la cabeza en alto.

¿Dentro de esa gente desagradecida que habla, se puede incluir a Wilson Gutiérrez?

G.B.: No sé, Wilson simplemente era el técnico. No sé si el pidió o no mi salida. Simplemente decir algo sería especular. Uno no quiere salir así porque creo que a la hora de hacer un balance del periodo que estuve en Santa Fe, es muy positivo y difícilmente se superará por todo lo que se consiguió.

¿Su relación con Wilson Gutiérrez quedó quebrantada?

G.B.: Realmente cuando salí de Santa Fe, Pastrana fue el único que me anunció que no quería que continuara. Después de eso nadie me llamó para agradecerme. Con la única persona que hablé fue con él (César Pastrana), y de resto con nadie más. Tengo relación con algunos jugadores porque tenemos amistad, pero con las directivas y cuerpo técnico nunca tuvimos un nuevo contacto.

¿Cómo vivió el momento de Santa Fe en el primer semestre del año?

G.B.: Por el cariño que me brindaron los hinchas, es lógico que uno esté pendiente del equipo y le duele a uno la forma como jugó y como encaró la Copa Libertadores donde no tuvieron las mejores presentaciones. El equipo tenía demasiados jugadores buenos y yo pensaba que iba a llegar más lejos en la Libertadores. Creo que cometieron errores y no llegaron en un nivel óptimo para avanzar a la siguiente ronda y se quedaron atrás.

¿Cómo analiza a la Selección Colombia para la Copa del Mundo?

G.B.: Estamos todos con esa gran expectativa y confiados en que vamos a tener una buena Copa del Mundo. Es un equipo joven pero con mucha experiencia, con muchas figuras a nivel mundial. No es un equipo como el que teníamos anteriormente con la mayoría de jugadores en el torneo local, la de ahora es una selección europea y creería que podemos ver a una Colombia mucho más vertical que le puede ganar a cualquiera.

Image and video hosting by TinyPic

¿Por qué cree que han escaseado tanto los laterales izquierdos en la Selección y en el fútbol colombiano en general?

G.B.: Por falta de trabajo. Acá nos estamos preocupando más por hacer plata, por sacar delanteros, por sacar volantes de creación y a veces no trabajamos los laterales. El caso de Pablo Armero le abre la oportunidad a Balanta para ser tenido en cuenta en el Mundial. Es un jugador más táctico y que tiene más marca. Pero a mí me parece que hay que trabajar mucho más los laterales en Colombia. Yo veo que en inferiores todos los equipos tienen laterales con buena proyección y se van perdiendo. Dayron Mosquera, dejó buena impresión en Copa y es de los mejores laterales izquierdos del país.

¿Si tuviera la oportunidad de devolver el tiempo, qué le cambiaría a su forma de juego?

G.B.: Trataría de ser más tranquilo y sobre todo intentaría manejar el temperamento, que en muchas ocasiones me traicionó. Intentaría ser más controlado porque definitivamente las tarjetas rojas me trajeron muchos problemas.

¿Ha aconsejado a Edwin Cardona para que maneje el temperamento y evite las tarjetas rojas?

G.B.: A Edwin lo aconsejaba mucho cuando estábamos en Santa Fe y me ponía como ejemplo. Yo le decía que las expulsiones me habían perjudicado mucho. Le decía que el trabajo sucio se lo dejara a los volantes de marca y defensores, que jugara más. Que él sabía que por su posición lo iban a tocar y a pegar. Que tenía que estar controlado, que se dedicara a jugar y a hacer goles.

Lo que tiene que hacer es no dejarse ganar por el temperamento, eso perjudica. Que juegue fútbol. Con su talento está por delante de muchos jugadores y muchas cosas. Ojalá que no lo vuelvan a expulsar.

¿El fútbol le ha dejado verdaderos amigos?

G.B.: Pocos, pero sí me ha dejado verdaderos amigos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *